Situaciones embarazadas y embarazosas (Recaída, metáforas, censura, taxis, hoteles y sacrificios)

Lo reconozco, lo he vuelto a hacer, he vuelto a comentar en el InMundo. Parece que no aprendo, y es que la cognición, como condición humana que nos diferencia por ejemplo de la animal, cada vez se ve más resentida a causa de la guerra 5G contra lo humano que somete dicha condición a lo infrahumano. Como se refleja por ejemplo en mis palabras al hablar de cognición resentida, lo cual muestra una evidente debilidad por comprensible que sea. Así que a estas alturas de la bajeza quizás ya va siendo hora de dejar de hacer el canelo, y que a poder ser no sea para pasar a hacer el canelón y tampoco conformarse con hacer el can. Entendiendo hacer en cuanto a comportarse como.

Dicho esto, ya que una vez más ha sido vetado mi pequeño escrito en dicho medio introductor de formación, lo cual, no nos engañemos, reconozco que era más que previsible. Así que me vuelvo a “mi cueva ermitaña” y lo expongo aquí, por dónde supongo que pasan algunos peregrinos, solitarios, artistas, poetas, frikis, despistados, internautas marginales, inquietos y en definitiva 4 gatos curiosos además de otros especímenes de la red como bots, chafarderas y otras alimañas. Eso sí, todos anónimos.

En este caso la temática tertulianesca versaba a cerca del uso de la metáfora, el embarazo, el aborto y los sacrificios humanos. Por supuesto, todo ello, bajo los parámetros que exige la sofisticada ciencia de ingeniería social, que goza ya de más de un siglo de estudios, pruebas y resultados en el campo de concentración del control mental.

No voy a copiar aquí dichos artículos ni sus comentarios. Me limito a contextualizar para que se entienda a que refiere lo escrito y vetado en dicho blog y que expondré al final.

Fernando Sánchez Dragó se preguntaba a cerca de si no se entendía el uso de la metáfora, a partir del uso que hizo de esta respecto al embarazo visto como un trayecto en taxi y la estéril polvareda que levantaron sus declaraciones. A lo cual la respuesta más crítica que se mostraba en comentarios era reivindicar que la madre, de taxista nada, en todo caso hospedera con derecho de admisión. Pueden hacerse una idea del nivel de lo que puede revelar semejante debate, de todos modos aquí tienen el enlace a dicho artículo: https://www.elmundo.es/blogs/elmundo/dragolandia/2019/07/05/sobre-el-uso-de-la-metafora-y-las.html

Artículo que precisamente fue seguido de otro artículo completamente relacionado hablando de los sacrificios humanos que pueden ver en este enlace: https://www.elmundo.es/blogs/elmundo/dragolandia/2019/07/09/sobre-los-sacrificios-humanos.html

Como decía al principio, no me resistí a dejar un breve comentario para ambos escritos, que por supuesto no ha sido publicado. Lo cual es lo de menos, pues el ejercicio ya está hecho, su exposición carece de importancia, pero debido a que se bombardea constantemente a la población con semejantes tertulias sin sentido, lo expondré al menos en este humilde lugar. Tan sencillo como lo que sigue:

Hay que ver para que poco da de sí Tertulandia. Ya ni existen debates, tan sólo dewaters dónde depositar excreciones. Evidentemente no se puede esperar que quién tan siquiera alcanza el pleno raciocinio, y no hablemos ya de intelecto puro, alcance el sentido metafórico, convertido en metrafórico, de metralleta, frente a según que muros de defensa de la oscuridad mental o ignorancia, abanderada por una caterva de expertos y seguida por hordas de mediocridad. Aun así, todos comparten un mismo error, si podemos llamarlo así. Éste no es otro que tratar al ser humano y su relación, tanto madre como hijo en este caso, como un acuerdo comercial de servicios, ya sean de transporte o residencia, que evidencian un ser humano sometido a la tiranía mercader. ¿Se habrán creído todos el cuento del género? ¡Oh! ¡Que que gran matiz, ¿transporte o residencia? Que gran debate! Eso les puede dar para unos cuantos programas a los reductores y programadores de cabezas sin corazón, pero tan sólo evidencia en cada una de las bocas la falta de consideración por la condición humana, que se presupone nos ocupa.

Por otro lado, las opiniones sólo muestran el entendimiento y comprensión de quién las emite, pero nunca pueden dar ni quitar razón a nadie, ésta sencillamente es una capacidad de la que cada cual se sirve, aunque algunos la pretendan poner al servicio de los vaivenes emocionales o los impulsos animales, todos ellos infra-racionales, por una cuestión jerárquica de despliegue espacial en sentido vertical descendente. Ello no hace que la razón, el corazón y el instinto dejen de ocupar el lugar que ocupan. Por ejemplo, porque uno no quiera, contemple o se comporte de manera coherente, ello no implica que la vida y su manifestación o despliegue no sea coherente. Por mucho que merodeen, mareen la perdiz, abusen del eufemismo, relativicen la mentira, modifiquen diccionarios, se escondan bajo circunstancias o simplemente traten de cambiar el nombre de lo que es, éste y ésto no dejará de ser lo que es, aunque lo pongan del revés. Un asesinato es un asesinato, a partir de ahí se puede hablar de lo que se quiera, circunstancias, deberes, motivos, justificaciones, excusas, pero una cosa es hablar de… y otra cosa es decir que….Se puede hablar de lo que llaman aborto, pero no se puede decir que no es un asesinato, sencillamente se le quita la vida a un ser vivo, sea en el estado que sea, lo que está claro es que deja de estar en ese estado para impedirle vivir tras las prácticas abortivas, que por cierto deberían conocer y quizás algunos incluso ver o tocar, para hablar también de si les parecen suficientemente crueles y sádicas, eso sí, tranquilos todos los ambientalistas y ecologistas, ya que el reciclaje comercial también valida estas prácticas, ya que los fetos son vendidos al mejor postor, para que éste los comercialice. Si quieren prueben a seguir la trazabilidad del susodicho residuo quirúrgico, no vaya a ser que éste termine en su cesta de la compra e incluso en su plato.

Apareador

Acerca de Apareador

Pueden contactar con el autor en el correo electrónico poesiamanifiesta@hotmail.com. Se agradecen críticas correctivas, es decir, que estaré encantado de atender cualquier crítica que señale errores a corregir. Se aceptan propuestas de trabajos escritos y/o presenciales, todas serán atendidas pero no necesariamente aceptadas. Mi cuenta pay-pal es poesiamanifiesta@hotmail.com o directamente en el enlace: http://www.paypal.me/Apareador, por si quieren donar para recibir mis libros y que sigan publicándose escritos totalmente abiertos y gratuitos en el blog https://poesiamanifiesta.wordpress.com/. En este enlace pueden ver mis libros: https://poesiamanifiesta.wordpress.com/libros-editados-en-pdf/ Añadan la nota o concepto Donación y el título del libro que quieren recibir en su correo de PayPal. Se agradece que lo hagan como familiar o amigo para evitar comisones. Un afectuoso Saludo, Apareador
Esta entrada fue publicada en Comentando la experiencia, Espiral reflexiva, Fernando Sánchez Drago, Navegando en la red, Reflexiones diversas y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Situaciones embarazadas y embarazosas (Recaída, metáforas, censura, taxis, hoteles y sacrificios)

  1. Pingback: Situaciones embarazadas y embarazosas (Recaída, metáforas, censura, taxis, hoteles y sacrificios) | MENADEL PSICOLOGÍA Clínica y Transpersonal Tradicional (Pneumatología)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s