Partidos, Patrones, patatas y papanatas en “las 4 patas del sistema” de Ibn Asad

Con estas palabras termina. Ibn Asad, la exposición en el artículo “Las cuatro patas del sistema” que podeis leer aquí: (Copio todo el artículo tras la “desparición” de la web de Ibn Asad)

Las Cuatro Patas del Sistema
Publicada el 15 Ee junio Ee 2014 a las 10:40
Si los Servicios de Inteligencia de este antaño bien llamado país no fueran los chapuzas que han demostrado ser en estos últimos diez años, no estarían ahora con estas prisas para el casting a Monica Lewinsky en la Operación Coleta. Chapuzas, como digo, con 192 crímenes a sus espaldas sin más castigo que el del inocente Jamal Zougam; y chapuzas, como dice Francisco Ibáñez, por los servicios a domicilio sufridos por miles de ciudadanos, españoles o no, todos inocentes, que están siendo espiados ahora mismo por una Násional Sequiúriti Áyenci, desde la secretaría de Ofelia. No es tanto el Establishment de la TIA, sino el régimen dictatorial de Pepe Gotera y Otilio el que debería preocupar a una sociedad que insiste en distraerse con el patio de colegio de la FIFA: recreo hasta que suene la campana; huelga intelectual hasta el próximo día 13.
Pero las tenias no descansan, y mientras nos chupamos el dedo, se sigue parasitando el tuétano de un organismo a su vez parásito de otro. Se barajean operaciones especiales para quitarse del medio al cada vez más simpático Pablo Iglesias. Las “no-especiales”, las rutinarias, las obvias consisten en seguir difamándolo al modo que los jesuitas critican a los hermanos franciscanos (recuérdese mi autoridad al hablar de ello: yo soy a la Teología, lo que Ronald McDonald a la Gastronomía). En cuanto a las operaciones especiales, son eso mismo, “especiales”, extraordinarias, utilitaristas no-destructivas, a largo plazo, ambiciosas, faraónicas, y por lo tanto, requieren el aval del faraón bicefálico Rajoy-Rubalcaba, el Dios Rá del erre con erre guitarra.
No es fácil encontrar a un Lee Harvey Oswald en el Puente de Vallecas. A punta de pala se encuentran imbéciles con chaquetas Three Stroke, con gatillo fácil a la hora de amenazar e insultar con pintadas de spray, pero con gatillazo aún más fácil en la hora H, la hora de la verdad. Eso sí; se buscan y se encuentran  cachorros ladradores, sí: pero un buen perro mordedor es muy difícil de criar y adiestrar. Una cosa es dar bocadillos a ninis para que apaleen inmigrantes, y otra muy distinta es educar a un Ted Kaczynski. No estará pensando en eso el Cthulhu de la fosa séptica estatal. Por lo tanto, nada de don-nadie-cidios demasiado espectaculares, nada de chacales, nada de correr el riesgo de que se le vea el plumero a quien limpia el cañón, a fin de cuentas, para matar una mosca con corta esperanza de vida. Tampoco disponen de medios Mortadelo y Filemón para grandes operaciones, al modo de la CIA con Hugo Chávez o del Mossad con Yasser Arafat. Lo más reciente y parecido a un atentado silencioso con armas biológicas que se ha perpetrado en España, fue introducir la mononucleosis en algunas txosnas y herrico tabernas de Bilbao a través de la manipulación de los kalimotxos y litronas compartidas, y de hecho, existe un inexplicado diagnóstico de herpes-zóster en Arnaldo Otegui muy susceptible a teorías de conspiración (aquí dejo material abierto para mis camaradas conspiranoicos). Pero con excepción de estos casos experimentales, no conviene pensar mal creyendo acertar con respecto a esta “operación especial”. Los recortes también afectan a James Bond: después del 11 de Septiembre, a estas alturas, no hay presupuesto para fuegos artificiales.
Y es que además, en el S.XXI, para un estado mogollón de democrático y con miles de seguidores en las redes sociales, lo que se estila es lo que a los dictadores de la eufemia les gusta llamar “Políticas de Equilibrio”. En cristiano: ¿Para qué liquidar a alguien cuando puede resultar útil? ¿Para qué debilitarse con la guerra limpia cuando podemos enriquecernos lavando dinero y ropa sucia? ¿Para qué negar el acceso a la Mafia de un chaval que apunta maneras si, como dice la Constitución, “aquí hay sitio para tol mundo”? No es necesario el terrorismo de estado porque el estadismo del terror es perfectamente legal. Podemos refuerza, en primer lugar, al Partido Popular: si bien no a priori electoralmente, sí a medio plazo a causa de un fiel electorado católico-derechista amodorrado que sólo despierta al grito de alarma de ¡Cuidado, que viene el Coco Rojo! También refuerza a la “casta” del Grupo Prisa, también a corto y a medio plazo. Pero a largo plazo (y tampoco es tan largo si hablamos del año que viene), Podemos forma parte de una técnica de fortalecimiento del sistema, una reforma maestra de la arquitectura política, una Transición Española 2.0 que actualiza aquello del “atado y bien atado” por elenterrado y mejor enterrado.
Lo explico:
Una estructura (la que sea: física, arquitectónica, pero también política) necesita soportes. No podemos hacer una casa con un cimiento central único a no ser que ese pilar sea inmenso, enorme y fortísimo (en política, eso sólo se vio en Europa durante el Imperio Romano). Tampoco tiene sentido levantar una estructura con dos soportes; no vamos a dar estabilidad a una mesa diseñándola con dos patas (ese fue el desastre de la Segunda República). Por eso el régimen español se cimentó en una base trípode y esa “tercera pata del sistema” (la sabiduría anarquista siempre lo tuvo en cuenta) fue el Partido Comunista Español, renombrado después con la sopa de letras de Izquierda Unida. La mesa de merendola se mantuvo más o menos estable, aun cojeando, aun calzada con el libraco de la Constitución, durante más de treinta años. Se requiere, en primer lugar, restaurar esa tercera pata carcomida. Se requiere cambiar esa vieja pata de abedul ruso por una de esas de madera sintética eco-greendeck, más ecológica, más duradera y -sobre todo-  más barata.
Pero no sólo eso: es el momento adecuado para perfeccionar la estabilidad política: hacer de la mesita trípode del 78, una mesa amplia de cuatro patas; un estado que nuclearizado a través del euro-arropado Nuevo Orden Mundial, se asegure un reino que durará mil años (con Rey o sin él). Un sistema de armonías políticas basado en la física aristotélica: cuatro elementos que dan cohesión a un núcleo sionista, a través de un sistema de fuerzas simpáticas y antagónicas agrupadas dos a dos. Una obra alquímica en donde la temperatura y la humedad, se equilibran para dar lugar a una estructura física, estabilísima, de colapso impensable. Cuatro fuerzas que se necesitan las unas a las otras para seguir existiendo, diseñadas para neutralizar sus actividades en pro de una tabla elevada a modo de altar. Por un lado, la pata conservadora del Democristianismo, representada por el PP; en el mismo eje, la pata socialdemócrata del PSOE, en armonía con el primer soporte por medio del cierre del filas de lo que ellos llaman “Pacto de Estado” alrededor del modelo de la Monarquía Parlamentaria. La contradicción manifiesta de que el PSOE cimente la perpetuación monárquica, ejerce de síntesis y de alimento para una necesaria y nueva “tercera pata”, la neo-comunista, representada actualmente por IU, Podemos y EQUO, que no tardarán en presentar un batiburrillo de unidad con el que desempeñar esta necesaria función de estabilidad política. And last but not least, las fuerzas secesionistas (vascas y catalanas; también más unidas de lo que aparentan) que ejercen de antítesis, por un lado, para el eje PP-PSOE, presentándose como aliado político de la Pata Comunista en sus postulados republicanos; y al mismo tiempo, antítesis de esa misma pata desde un punto de vista económico, pues el secesionismo, como invento burgués (los dos: catalán y vasco), requiere de una alianza con la élite financiera y empresarial completamente incompatible con la viabilidad independentista. Es decir, que las fuerzas secesionistas además de dejar de ser secesionistas en caso de una eventual emancipación, dejarían de ser “fuerzas”, y es por ello, que para mantener ese estatus, esa estabilidad y esa razón de existencia, seguirán formando parte de este sistema de perpetuación política, y cualquier órdago a chica o a grande no pasará de ser un farol.

De esta forma se aseguran mantener este comecocos social, durante un lapso de tiempo al menos tan extenso como estos treinta y pico años: antes lo llamé Transición 2.0, pero también se podría llamar Neofranquismo 3.3. Las Fuerzas Armadas-OTAN, junto con la Élite Financiera y la Élite Política se arremolinan alrededor de esa idea coming into view que dijo George H.W. Bush y se requiere un muro de contención para la masa, una masa que continúa siendo un problema, no tanto por su poder de oposición (bastante controlado), sino por su elevado número y la dependencia de este sistema para con esa masa: es necesario que sigan comprando, es necesario que sigan consumiendo, es necesario que sigan votando, es necesario que sigan pagando. Las Redes Sociales han conseguido ejercer de cierto amortiguador, pero en el plano político se requiere un señuelo, un arquetipo que satisfaga el instinto tribal, una actualización del mito del caudillo de los obreros. La actualización es difícil cuando ya no existen obreros en España; lo que existen y abundan en esa masa son consumidores, vendehumo, burócratas, docentes, especuladores, okupas, intelectuales, actores porno, intermediarios comerciales, asamblearios, parados y estrellas del pop. Por ello, se cogieron todas esas variables, se procesaron en un software desarrollado por la Fundación Everis, se dio a la tecla y salió el perfil de Facebook de Pablo Iglesias Turrión.
De esta sencilla forma el sistema no sólo se asegura su continuidad, es que entierra para siempre los sucedáneos de esperanza que algún pobre iluso pudiera tener con respecto a una ¡Democracia Real Ya! que jamás se ha visto por estas llanuras bélicas y páramos de asceta. Yo soy ese asceta: la democracia es un concepto exótico para el pueblo español, y un anglicismo, para su lengua. Nunca hubo democracia en España, ni a nivel embrionario. Por supuesto, ahora menos, y si el lector comprende lo que en este articulito se expone, comprenderá que tampoco la habrá durante esta dictadura de científicos sociales y teólogos de la libertad, la igualdad y la fraternidad de los malnacidos.

Comentario:

Y es que: “…no fue por estos campos el bíblico jardín. Son tierras para el águila un trozo de planeta, por donde cruza errante la sombra de Caín” como ya decía también Extremoduro, Buscando una luna, algo que todo artísta puede haber hecho en algún momento hasta llegar el punto de no saber dónde buscar como se preguntan el grupo Malos vicios ¿Dónde está mi luna? En su disco Al mal tiempo, mala cara.

Centrándome en el artículo, no he parado de “reírme” con varios símiles hechos con “buen” sentido del humor, donde se demuestra que, justamente, “la inteligencia, el entendimiento” es la capacidad que otorga humor para la predisposición de aceptar y, de esta manera, conocer la verdad, la realidad más “esencial” que da lugar a todo lo que la “envuelve”. Si esto se hace con integridad absoluta y conocimiento da lugar a exposiciones como ésta que además de capacidad de síntesis o incluso más que eso, muestra un atino muy centrado y “afilado” que permite “exponer” cualquier pata de esta estructura con sencillez, así como señalar cualquiera de sus engaños desde distintos puntos de vista o registros, tanto es así que puede hacerlo parecer, lo que en cierta manera es, un juego de niños.

Así que desde cierto punto de vista, podría observarse que justamente el pueblo, los votantes, no tienen nada más y nada menos que lo que piden, lo cual ya se inicia cuando uno no sólo pide como ayuda o soporte que lo gobiernen desde instituciones o grupos mercantiles sino que además lo exige de tal manera que lo cree “un derecho natural”, y además exigir a la persona que se ponga al frente de esa institución que lo “haga bien” y en muchos casos que hagan todo lo que el votante, lo admita o no, es incapaz de hacer, para empezar gobernarse a si mismo, pues de ser así, no llegarían incluso a matarse para ver quién les gobierna, pues el que les somete siempre es el mismo, y es precisamente este espíritu de someterse entre semejantes el que “encierra su ceguera”, pues imposibilitan la libertad tanto a sometidos como sometedores o “falsos dioses”, pues la libertad que reside en uno mismo no puede ser hallada ni ejercida mientras uno depende de ser gobernado por otro y este otro depende de gobernar al uno, siendo de tal manera que incluso desde cierto punto de vista, se podría observar que: Justamente el que más seres necesita, además de si mismo, para “sobrevivir” es el que necesita de millones y millones de “súbditos” en un alarde de incapacidad para gobernarse a si mismo.
También quería destacar que para echarle más incoherencia al tablero que han montado y hemos construido todos, ahora resulta que dicen ser todos iguales, pues conmigo que no cuenten, gracias por la oferta pero no les intereso soy un tío pesado y molesto, además disculpen mi ignorancia pero, nunca conocí dos seres iguales en el universo ni la naturaleza y por lo tanto me cuesta aceptarlo, podríamos hablar de “misma esencia” pero no es el caso que ocupa ahora mismo.
Así que yo digo: ¿Si son tan iguales para que necesitan ministerios que regulen esa igualdad, además de matarse a imponerla alrededor del mundo? Pues tan sencillo como que no lo son, y mientras dicen ser iguales se pelean incluso por políticas y sus partidos que resultan ser en esencia una misma política, basada en la “mierda inoperante” pero útil.

Aun así: “Todos ustedes parecen humanos” – Disidencia (https://www.youtube.com/watch?v=5nBdIf1E5B8)

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Búsqueda de la verdad, Enlaces interesantes, Espiral reflexiva, Ibn Asad Blog Post-Política, Navegando en la red y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a Partidos, Patrones, patatas y papanatas en “las 4 patas del sistema” de Ibn Asad

  1. Pingback: Revolviendo el cajón democrático | Poesía Manifiesta

  2. Pingback: ¿Quién gobierna España? | Poesía Manifiesta

  3. Pingback: Economía del dinero y su inversión simbólica. | Poesía Manifiesta

  4. Pingback: Guerra Civil Z (Ibn Asad) | Poesía Manifiesta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s